Connect with us

Futbol Internacional

Los equipos bolivianos se estrenan en Apertura 2020, que empieza con retraso

La Paz, 20 ene (EFE).- El campeonato boliviano Apertura 2020 comienza este martes con cierto retraso luego de los desacuerdos entre dirigentes que generaron los descensos y ascensos de un accidentado Clausura 2019, finalizado al filo del Año Nuevo.

El inicio del campeonato, que debía comenzar el pasado fin de semana, se dará recién este martes con el duelo inaugural entre el Blooming de Santa Cruz y el recién ascendido Real Santa Cruz.

La incertidumbre que dejó la inusual exclusión de la División Profesional del Sport Boys de Warnes, al no presentarse al último partido en el campeonato anterior, generó un vacío en el régimen de ascensos y descensos que provocó la dilación del inicio del torneo.

Cada temporada desciende el último de la clasificación de forma directa, mientras que el penúltimo debe defender su derecho de permanecer en la máxima categoría en un duelo con el subcampeón del torneo de ascenso.

El Comité Ejecutivo de la Federación Boliviana de Fútbol determinó los primeros días de enero el descenso del Destroyers de Santa Cruz, por ser el último del anterior campeonato, y el ascenso directo del Real Santa Cruz, subcampeón de la competición de ascenso.

Esto se dio aún cuando muchos consideraban que ambas escuadras debían jugar un partido de definición, según dictan las normas futbolísticas en Bolivia.

A la par, la separación del Sport Boys por cuestiones ajenas a lo deportivo fue asumida por esa instancia como un descenso directo ante la obligación que se consideró se tenía de que prevalezcan catorce equipos en el campeonato.

La decisión ocasionó una ruptura de posturas que se solucionó con la promesa de que el Destroyers tendría el derecho a luchar por su ascenso al final de este año y la posibilidad de aumentar los cupos de equipos, que actualmente son catorce en la División Profesional.

El retraso en la culminación del torneo anterior, a causa de la crisis social que afectó a Bolivia en octubre y noviembre del año pasado y que causó casi un mes de paralización del torneo, hizo de que varios equipos hicieran contrataciones en un tiempo ajustado.

Junto al campeón defensor del título, el Wilstermann de Cochabamba, equipos como Bolívar y The Strongest de La Paz, además del Always Ready de El Alto, son los que han hecho más ruido en el mercado de pases.

De los cuatro, el equipo alteño es el que más cambios ha realizado, comenzando por la incorporación del portero boliviano ex Boca Juniors Carlos Lampe y varios jugadores que han sido de la selección de Bolivia como el mediocampista Fernando Saucedo y el delantero Rodrigo Ramallo.

El Wilstermann ha incorporado al defensa argentino ex Gimnasia y Esgrima de La Plata Marco Torsiglieri, mientras que el Bolívar y el The Strongest han confirmado el retorno de sus goleadores, el argentino Marcos Riquelme y el panameño Rolando Blackburn, respectivamente.

El campeonato también centrará la mirada en lo que puedan hacer los recién ascendidos, el Municipal de Vinto y Real Santa Cruz.

Blooming y Real Santa Cruz abrirán el campeonato este martes, el miércoles medirán fuerzas Aurora y Real Potosí, además del Guabirá, que recibirá a Always Ready.

Ese mismo día, Bolívar recibirá a Municipal de Vinto y se enfrentarán los cruceños Royal Pari y Oriente Petrolero, mientras que el jueves Nacional Potosí recibirá a Wilstermann.

El partido entre The Strongest y San José de Oruro se reprogramó por la participación de éste último en la Copa Libertadores.

El equipo orureño enfrentará nuevamente un campeonato en medio de una crisis económica e institucional que le ha valido que varios de sus jugadores, muchos de ellos parte del conjunto que consiguió el campeonato en el Clausura 2018, hayan dejado la institución.

Clic aquí para comentar

    Deja tu comentario

    Publicidad
    Publicidad

    Te puede gustar

    Publicidad

    Más noticias en COS